Clínica Tarapacá logra acreditación en calidad como institución que cumple con Garantía de Salud

Tras un extenso proceso de preparación y fiscalización Clínica Tarapacá es la primera Institución de alta complejidad en la Región en obtener la Acreditación de Calidad en Salud, impulsada por el Ministerio de Salud y la Superintendencia de Salud.

El proceso de evaluación realizado por la consultora Acredita Chile, primera entidad acreditadora en el país, comenzó en octubre del 2016 y terminó con la resolución de la Superintendencia de Salud que resolvió que la institución cumple en un 100% con la características obligatorias y en 90,4% de la no obligatorias, relacionadas con la calidad en salud.

Jorge Gómez Johns, Gerente General de Clínica Tarapacá, explicó que con esta acreditación la clínica se transforma en la primera institución de salud en entregar certificadamente una atención de calidad y con el compromiso de mejora continua. “De acuerdo a la normativa actual de salud, los únicos establecimientos autorizados para entregar prestaciones GES-AUGE son aquellos que cuentan con esta acreditación, lo que implica que somos el único establecimiento de salud de alta complejidad en Tarapacá, en dar cumplimiento a las garantías de calidad que establece ley”.

Esta certificación, sumada al proyecto de ampliación de la Clínica Tarapacá, ya en ejecución, permitirá otorgar un mejor servicio en la región, en materia de atención, infraestructura y satisfacción usuaria.

¿Que es la acreditación?

La Acreditación es un proceso periódico de evaluación, al cual se someten voluntariamente los prestadores institucionales que cuentan con su autorización sanitaria vigente, tales como hospitales, clínicas, centros ambulatorios y laboratorios, respecto del cumplimiento de un conjunto de estándares de calidad fijados y normados por el Ministerio de Salud.

En el marco de la Reforma de Salud, la Ley de Autoridad Sanitaria Nº 19.937 estableció que los Prestadores Institucionales de Salud, deben ser acreditados, y deben cumplir estándares mínimos que garanticen la seguridad de las prestaciones que otorgan, siendo responsabilidad del Ministerio de Salud la elaboración de los referidos estándares y sus criterios de verificación.
Para lo anterior, se crea el Sistema Nacional de Acreditación en Salud que tiene por sentido constituir unos de los pilares para el cumplimiento de la Garantía de Calidad.

El sistema de acreditación establece que la acreditación debe ser realizada por entidades públicas o privadas autorizadas, registradas y fiscalizadas por la Superintendencia de Salud.

Las Entidades Acreditadoras deben contar con un equipo de evaluadores con las competencias necesarias para dar cumplimiento a los requerimientos de la Ley de Autoridad Sanitaria, permitiendo así asegurar un proceso de mejora continua de la calidad de atención sanitaria.