Comunidades educativas de JUNJI celebraron Machaq Mara

Con una tradicional rogativa de ofrenda a la Pachamama (Madre Tierra), cantos y bailes. La comunidad educativa del jardín infantil Dragoncito de la JUNJI Tarapacá celebró el Machaq Mara Año Nuevo Aymara.

A la actividad asistió el alcalde Mauricio Soria; la directora regional (s) de la JUNJI; Corina Figueroa; apoderados y dirigentes vecinales los que junto a los párvulos conmemoraron la importante fecha, poniendo en valor las tradiciones y el respeto por la diversidad.

“En los diferentes jardines infantiles, se han desarrollado actividades en donde los equipos educativos, más las familias han trabajado con los niños y las niñas, desde un enfoque pedagógico la celebración del año nuevo aymara”, sostuvo la directora regional.

Explicó que en este contexto “nuestra institución es abierta y plural: educa a 9.516 niños y niñas de los cuales el 6,2% del total, pertenece a pueblos originarios, mapuches en la zona sur y en el norte aymaras, por lo que trabajar la temática intercultural, es parte del currículo oficial del nivel parvulario”.

Recordó que como JUNJI se tiene el desafío que niños y niñas crezcan considerando esta enorme diversidad, como un proceso móvil, siendo flexibles, integradores y abiertos al mundo que hoy viven.

“Por otro lado muchos de los establecimientos parvularios de JUNJI trabajan con el sello intercultural. Además, tenemos un convenio con la CONADI, el cual permite que contemos con Educadoras de Lengua y Cultura Indígena (ELCI) quienes son expertas conocedoras de la lengua, cultura y saberes propios de los pueblos originarios de Chile, quienes trabajan permanentemente en nuestras aulas, junto a los equipos pedagógicos, contribuyendo a que se mantenga vigente la cultura en los párvulos”.

En la cita el alcalde de Iquique, Mauricio Soria, destacó esta tradicional celebración y destacó el esfuerzo y trabajo que realizan las educadoras para preservar la identidad local.

La directora del jardín infantil, Sabrina Urrutia, agradeció la presencia de la familia en la actividad “tenemos apoderados comprometidos y, además con el apoyo del centro de padres, podemos impulsar actividades pedagógicas, en donde nuestros niños y niñas, son protagonistas de sus aprendizajes”, sostuvo.

En la jornada, los niños y niñas, interpretaron canciones en donde, haciendo vida la diversidad, saludaron en mapuche, rapanuí y en aymara.

También se presentó el grupo Ipo-tui-tui, integrado por funcionarias de diversos estamentos del jardín infantil Dragoncito, quienes interpretaron diversos temas entre los que destacaron carnavales, y trotes nortinos. Los que fueron danzados por los niveles medios del establecimiento parvulario. También hubo cuadros de cueca nortina.

La actividad culminó con toda la comunidad educativa danzando una cacharpaya, en la celebración del año nuevo índigena, que se conmemora cuando tiene lugar el solsticio de invierno, el día más corto del año en el hemisferio sur, día sagrado que marca un nuevo año de agricultura.